2/15/2017

Nuevos libros: "Hostil y Abyecto" de Fernando Baldó y "Viejos Canallas" de Trillo y Mandrafina

Hostil y Abyecto
De Fernando Baldó
NOVELA GRÁFICA
104 páginas, 16 cm x 23 cm, BN.
Colección Charquito* nº 23.
ISBN 978-987-3712-35-7

*Co-ediciones con Loco Rabia, Argentina

Joaquín llegó al límite. Siempre fue bondadoso, cordial, respetuoso y trabajador pero la vida fue demasiado cruel con él y decide suicidarse. El problema es que no lo logra, por algún insólito y sobrenatural motivo, sus intentos se ven frustrados. Descubre que es inmortal. Desconcertado, resignado y colérico, inicia la búsqueda en el afán por descubrir qué extraño fenómeno le impide quitarse la vida, pero no lo hará discretamente, en su camino aprovechará para vengarse de todos. ¡Y vaya si lo disfrutará! Tanto como usted al acompañarlo en su derrotero, estimado lector, se lo aseguro.
Queda debidamente invitado a conocer la trágica historia de Joaquín, un pobre tipo que no podía morir.





 Viejos Canallas
Guión: Carlos Trillo.
Dibujos: Domingo Mandrafina.
NOVELA GRÁFICA
192 páginas, 16 cm x 23 cm, BN.
Colección Charquito* nº 24.
ISBN: 978-987-3712-30-2

*Co-ediciones con Loco Rabia, Argentina.

Carlos Trillo y Cacho Mandrafina se juntaron para sacar chispas, de esas que generan incendios. Entre sus obras mayores destaca, por su monumentalidad, su ritmo incansable, su idea general y la variedad de tramas que se desarrollan a lo largo de sus páginas, Spaghetti Bros., la saga de los Centobucchi, una familia italiana que vive en los EEUU en la época de la ley seca y que está dividida por los distintos rumbos que ha tomado cada uno de sus integrantes.
Viejos Canallas vuelve a poner foco en aquella época, cuando un sobrino de Amerigo Centobucchi decide escribir la memoria familiar. Aunque nunca se imaginó que podría existir una familia con tal grado de disfuncionalidad.

1/26/2017

"Rincón de la Bolsa" en 365 Cómics por Año

Vamos ya con una de las últimas tanditas de reseñas de este año.
Ahora sí, me toca leer un comic que conseguí en Uruguay y que está escrito y dibujado por autores del país hermano. Rincón de la Bolsa impacta primero por los dibujos: es el primer trabajo importante de Gabriel Serra, un artista que retoma esa línea plástica, fuerte, bien expresiva con la que descolló Matías Bergara, y la adapta con jerarquía a un estilo más pendiente del realismo fotográfico. A veces la foto-dependencia se nota un poco mucho, pero Serra está lejos de sumarse a la horda de los Juan Carlos Flicker que no saben dibujar un fondo, un auto o un teléfono. Da gusto encontrarse con pibes jóvenes con esta calidad y con tanta proyección.
¿Te acordás de La Leona, la serie de Telefé con Nancy Dupláa y Pablo Echarri? Bueno, el guión de Rincón de la Bolsa tiene muchísimos puntos en común con el de La Leona, hasta el detalle de que todo gira en torno a una fábrica textil. La diferencia es que este guión es EXCELENTE. Evidentemente mi amigo Nicolás Peruzzo alcanzó la madurez como guionista y se puede dar el lujo de urdir una trama como esta, que todo el tiempo se siente real, que te atrapa sin golpes de impacto berretas, decorada con diálogos magníficos en los que los personajes reflexionan, tiran conceptos grossos, se enseñan, se aconsejan, o tejen lealtades, amistades y romances ante los ojos del lector. Y sí, varios de esos personajes están puestos en función de que la historia dure 50 páginas y no 24, pero están tan bien trabajados que no hacen más que darle sustancia y espesor al conflicto principal, que –finalmente nos revela Peruzzo- es el que se desarrolla en el foro interno de Jaime Moleda, el protagonista excluyente de la obra. Al final le falta esa pizca mínima de riesgo, como para explicitar mejor el curso de acción que decide tomar Moleda, pero está perfectamente a tono con el ritmo y los climas que generó Peruzzo a lo largo de toda la novela. Si existe la justicia, Rincón de la Bolsa tendría que ser recordada como la mejor historieta uruguaya de 2016, como mínimo.
 
Andrés Accorsi
http://365comicsxyear.blogspot.com.uy/2016/12/tres-casi-fin-de-ano.html 

1/22/2017

"The Helltrekkers" en 365 Cómics por Año

Me voy a Inglaterra, unos añitos antes, a 1984, cuando en las páginas de la 2000 A.D. los maestros John Wagner y Alan Grant empiezan a desarrollar (en episodios muy breves) un spin-off de Judge Dredd en el que una caravana de colonos intenta cruzar la Tierra Maldita (Estados Unidos) para llegar de la caótica y violenta Mega-City One a los Nuevos Territorios, donde –si llegan- van a poder vivir en paz. La saga se llamó HellTrekkers y es un festival de violencia y mala leche, con una idea grossa (la que acabo de citar) estirada hasta el infinito. La gracia parece ser que Grant y Wagner nos muestren cómo van muriendo cada uno de estos 111 desesperados, incluso cuando llegan a darles tan poco relieve, que nos importa un carajo si sobreviven o no. Obviamente algunos lograrán sortear todos esos peligros para llegar a la meta, y a medida que se achica el elenco, habrá espacio para que algunos personajes se luzcan un poco más y nos caigan mejor, o peor. Pero la verdad es que, a nivel guión, no hay grandes hallazgos.
El motivo central para amar a HellTrekkers es, claramente, el dibujo. Las primeras cinco páginas son una cátedra del prócer español José Ortiz. Y todo el resto lo dibuja el maestro Horacio Lalia, en un nivel impresionante. No sólo porque después de años de dibujar terror salta de taquito a la ciencia-ficción post-holocausto, sino por la fuerza que le pone a cada trazo y la onda que despliega en la puesta en página, muy osada para lo que se veía en esa época en las antologías argentinas. Este es un Lalia distinto, más jugado al impacto que a los climas, y es realmente alucinante. Lástima que al achicar las páginas para encajarlas en el formato de 15.5 x 22 cm, el dibujo se luce menos y la tipografía se vuelve casi microscópica. Además, como la caja de la 2000 A.D. es mucho más cuadrada, quedan guardas blancas MUY prominentes arriba y abajo de cada plancha del maestro Lalia. Más allá de estos detalles, HellTrekkers nos da la posibilidad de cubrir un poco ese bache de seis o siete años en los que Lalia prácticamente dejó de publicar en Argentina, con un trabajo en el que el co-creador de Nekrodamus dejó el alma. Y además siempre está bueno que se publique en Sudamérica material de la 2000 A.D., que acá se conoce muy poco.

Andrés Accorsi
http://365comicsxyear.blogspot.com.uy/2016/12/arranco-el-verano.html

1/20/2017

"Far South" en Splash Pages


MELfar ARGENTINA/URUGUAI
Far South, de Rodolfo Santullo e Leandro Fernandez
Pra quem mora quase na fronteira com estes dois países, a aculturação castelhana é um coisa corriqueira no nosso dia-a-dia. Mas eu imagino que para o resto do país essa proximidade com os hermanos possa parecer no mínimo esquisita e no máximo uma heresia. Entretanto, para nós, habitantes da região sul do Brasil, fica fácil se identificar nos “causos” contados nas páginas dessa HQ que saiu pela editora Stout Club. Lembram histórias dos nosso avós, de tempos de guerras federalistas, e os desenhos de Leandro Fernandes, que já trabalhou na série Justiceiro MAX com Garth Ennis também colaboram para dar a HQ esse estilo de faroeste pampeano. Lembra os contos de Simões Lopes Neto, nosso maior literato gauchesco e também muitos contos dos gauchos de Jorge Luiz Borges, mas ainda com aquela influência do quadrinho americano e argentino.

1/19/2017

"Infestado" en 365 Cómics por Año



Me voy a Uruguay en busca de historieta uruguaya, y me vuelvo con… autores argentinos editados en el país hermano. Infestado es una antología con cinco historias autonclusivas, todas escritas con Cristian Blasco y dibujadas por Pablo Burman, autores argentos a los que nunca había oído nombrar. Blasco firma dos guiones excelentes: Henry y uno sin título, que cierra el libro. Ninguno parte de una premisa original, pero aún así, los dos te atrapan, te sorprenden y te emocionan con su fuerza y su intensidad. De los otros tres, uno (el homenaje a Jodorowsky y Moebius que tampoco tiene título) se la banca muy decorosamente, y los otros dos no me llegaron a convencer pero tampoco son una garcha sin ideas. La verdad es que, para ser relatos tan breves (ninguno llega a las 14 páginas), están todos bastante bien.
El dibujo de Pablo Burman me retrotrajo a mediados de los ´80, cuando los muchachos de aquella primera “primavera de los fanzines” descubrieron al Moebius y al Enki Bilal de principios de los ´70, cuando eran dos bestias desaforadas que te destruían las retinas a base de cross-hatchings enfermizos y ponían “de moda” uan estética barroca, recontra-sobrecargada, con un cierto aire de decadencia, de putrefacción, que les venía bárbaro sobre todo cuando se metían con el universo narrativo de H.P. Lovecraft y cosas así. Burman es una de esas bestias, dueño de un trazo complejísimo, ideal para el barroco y el exceso de rayitas. En general, es un estilo peligroso, que muchas veces conspira contra la comprensión de lo que uno está leyendo y contra el flujo de la vista de una viñeta a otra, que es la esencia misma de este lenguaje al que llamamos Historieta. Burman logra ese improbable equlibrio entre impacto visual y solidez narrativa en las dos últimas historietas del tomo: Paul is Dead (que es la más fea de ver, porque mezcla su técnica con la del claroscuro y el resultado no funciona) y en la de los zombies, que es realmente impecable. Si más adelante logra dibujar una historieta extensa en el nivel de este último unitario, Pablo Burman se va a instalar rápidamente entre los dibujantes argentinos a seguir muy de cerca.

Andrés Accorsi
http://365comicsxyear.blogspot.com.uy/2016/12/la-noche-del-domingo.html

1/16/2017

"Quarenta Caixões" en Redação Multiverso


CCXP – Jambô lança HQ de Rodolfo Santullo





A editora Jambô preparou uma série de lançamentos de quadrinhos para esta edição da Comic Con Experience. Ao todo, foram cinco HQs lançadas pela editora durante o evento. São elas: Rat Queens – Volume 2, Anima, Mercenário$ Especial, P•Soldier e Quarenta Caixões. Esta última conta uma história do Conde Drácula, o famoso vampiro de Bram Stoker. Na trama, o vampiro precisa realizar uma viagem da Bulgária até a Inglaterra, levando quarenta caixões com terra de sua pátria. Bram Stoker não mostra diretamente os acontecimentos deste empreendimento em seu livro, apenas alguns registros do capitão, e são exatamente tais momentos que são explorados pelos autores na HQ. A obra foi roteirizada pelo uruguaio Rodolfo Santullo e desenhada pelo argentino Jok, ambos presentes no Artists Alley da CCXP.

quarenta_caixoes

A equipe do site Redação Multiverso conversou com o roteirista uruguaio Rodolfo Santullo que, em 2015, esteve na Comic Con RS lançando a obra Far South através do selo gaúcho Stout Club. Agora foi a vez da Jambô trazer mais um projeto de Santullo para o Brasil, e o próprio falou sobre a receptividade que o brasileiro tem pelo seu trabalho. “Creio que este meu novo projeto será bem recebido. Como Far South, que foi editado pelos meus amigos da Stout Club, e trazia um pouco do estilo western, Quarenta Caixões trabalha com uma temática muito popular, que é o gênero de terror. Os leitores gostaram de Far South e eu espero que esta HQ tenha a mesma recepção. Ainda mais por trabalhar com um grande personagem da cultura popular como o Conde Drácula”, ressalta o uruguaio. Quarenta Caixões pode ser adquirida aqui.

1/12/2017

"El Color de la Nieve" y "El Dormilón" en Revista NAN

 elcolordelanieve_nan2016

EL COLOR DE LA NIEVE (FARIAS – GIMBERNAT)
Una road movie protagonizada por una tortuga macho adulta que se enfrenta a peligros insospechados y atraviesa situaciones surreales en un mundo fantástico, completamente libre del ser humano y su obra. Así de extraña es la propuesta de Alendro Farias y Tomás Gimbernat –guionista y dibujante, respectivamente- en esta historieta editada por Loco Rabia. El color de la nieve es un viaje a lo profundo de una tierra dominada por animales antropomórficos de relaciones humanas y peripecias cinematográficas, donde el protagonista sin nombre hará lo imposible por cumplir con su promesa. De narración clara y fluida y con un excelente uso del blanco y gris, la dupla Farias-Gimbernat elabora un relato filosófico y emotivo que muta en fabula violenta y angustiante, pero siempre entretenida y desbordante de imaginación.  /Marcelo_Acevedo.doc

eldormilon_nan2016
EL DORMILÓN (SANTULLO – AÓN)
Un hombre vestido con un extraño traje futurista se levanta de una cápsula con forma de ataúd en una habitación desconocida, luego de una prolongada hibernación. Al dar unos pasos a través de un cuarto oscuro e irreconocible, se topa con un hombre muerto. Con este misterio comienza El dormilón, de Rodolfo Santullo (guión) y Carlos Aón (dibujo), editado por la editorial Loco Rabia. El argumento de Santullo esquiva el relato clásico de ciencia ficción, haciéndose cargo de ciertos clichés de la distopía (incluyendo referencias al mundo cinematográfico: desde el título, que nos remite al Sleeper de Woody Allen, y la relación con el espacio desértico de la saga Mad Max). El dormilón, más bien, se concentra en las miserias de los habitantes de un espacio cerrado y construye una intriga policial en un mundo devastado como telón de fondo. En este sentido, el dibujo -y color- de Aon se adecua con soltura a ambos géneros, generando, además, una notable expresividad que facilita la empatía con los personajes. /Santiago_Sánchez_Kutika.doc

1/03/2017

"Forty Coffins" en Addicted to Horror Movies



Rodolfo Santullo, Jok ‘Forty Coffins’ Review



Confusion sets in when a schooner arrives in port with no one but the decaying remains of the captain entangled in the ships steering wheel. There should be nine shipmates aboard, but alas, every single man is missing, sans the deceased captain. Naturally this has the locals – fishermen and tradesmen in particular – frightened and uncertain of what became of the ill-fated Demeter.
The story of the problems at sea are retold through a diary written by the captain, and in it a number of violent and atypical occurrences are documented. One of the greatest mysteries of the boat and its mission is the fact that the cargo in tow is nothing other than 40 boxes of dirt. But who would pay – handsomely at that – for 40 boxes of dirt, and what is the secret behind this dirt?
These are the questions posed by scribe Rodolfo Santullo, and not only do readers get a strong sense of what has happened on this ship, but the story’s characters are also of the belief that something ominous travels with them.
Plot details – severed.
I won’t flat out ruin the story for you, because it’s a well-told piece with some extremely unique artwork from Jok, who delivers an aesthetic that draws no immediate comparison but generates a dreaded atmosphere all too familiar with those fascinated by the macabre. The frames tend to be a bit action and detail heavy, but look at these images long enough and the story begins to paint itself clearly, nearly to the point in which no narrative is required.
But we’ve got reason to be thankful for said narrative. Santullo is a straight-forward storyteller, but he’s got a magnetic style that ensures readers will plow through the book in record time. All in all, it really does make for a stellar read, and as the conflict reaches a head, we become entangled in this lovely period piece that echoes elements of more than a single classic tale.
If terror at sea is for you, than Forty Coffins is a must own. And if narratives recited from the diary of a dead man happen to pique your attention – as they most certainly do mine – than you’ve got to drop what you’re doing right this instance, and add Forty Coffins to your collection.

Order it here.

Rating: 4/5

Forty Coffins